CIRCUÍTO PISCHINGER

Es centrífugo: Interconexiona la célula con los órganos emuntoriales a través de la matriz extracelular, la microcirculación y sistemas vásculo linfático.

La función de este circuíto es la excreción de toxinas en forma de secreciones ácidas.

Pero a su vez, este circuito es centrípeto: del exterior al interior: los mismos órganos emuntoriales, especialmente la mucosa intestinal, la piel y el pulmón absorben sustancias mediante un movimiento centrípeto hacia el interior de las células; a través del sistema vásculo-linfático llega a la microcirculación y de allí al tejido conectivo desde donde por transportadores activos o pasivos entra en la célula.

« Anterior Siguiente »